Organizarnos… ¿con cual fin?

A veces hay que detenerse y hacer como dice esa canción que a la Vero y a mí nos encanta tanto: defender nuestra ideología, «buena o mala, pero mía». Y es que, entre las mil y una ocupaciones que nos llenan la agenda diaria, se inmiscuyen opiniones, comentarios y enunciados que se nos meten en la cabeza y no nos dejan trabajar en paz.Entonces, como lo mío es una Catarsis Diaria, es menester darle rienda «a esa pasión que me abrasa» (sigo citando versos, creo que ahora le tocó a Osvaldo Bazil).

 

El asunto es el siguiente. Yo soy fiel creyente -y mis lectores lo deben tener más que claro- en la organización de iguales para la acción y la respuesta a las injusticias del mundo. Por eso apoyo la existencia de instituciones como el CDP, ACROARTE y la hoy enclenque pero antes combativa Federación de Estudiantes Dominicanos, la que en mi infancia soñé con presidir. Sin embargo, el organizarnos en una agrupación debe tener una causa y un porqué.

¿Vamos bien? Pues seguimos.

Los días de esta semana han sido una secuencia de chismes, emails, comentarios y reportajes sobre lo acontecido durante el pasado fin de semana en el encuentro de bloggers dominicanos en Nueva York.

No puedo dar muchos detalles, principalmente porque no los sé, pero las consecuencias principales han estado a la vista de todos, iniciando por las líneas que Remo dejó como una advertencia al conglomerado, la respuesta que dió el presidente de la llamada «Federación Internacional de Periodistas Digitales» (la verdad es que a veces tenemos unas ínfulas que… ¡carajo!) y algunas reacciones de bloggers que se han suscitado tanto en sus bitácoras (1) (2) como en blogsdominicanos.com. (En el caso de Sonia, ha ocurrido que a ellos se les agotaron los argumentos y empezaron a hacer ataques personales, siempre detrás del manto del anonimato… qué ironía)

Pero en fin. La cuestión es que no entiendo -como persona que escribe y administra un blog- cuál es la necesidad de organizarnos simplemente porque sí. Más todavía, lo que no termino de asumir es que cómo es posible que un grupo de personas pretenda convertirse en «líderes» de un conglomerado que no los conoce lo suficiente y, en función de eso, empezar a «bajar líneas» pretendiendo que les van a hacer caso.

Ni hablar, pues, del otro elemento que no se está comprendiendo a cabalidad por mis colegas periodistas, el de la diferenciación que hay que hacer entre los que ejercemos esta profesión y que además tenemos un blog y entre los bloggers que ni son ni quieren ser periodistas. Tengo el presentimiento de que la «Federación Internacional» pretende reunir mansos y cimarrones.

Y aunque en el primer caso la organización y la unidad estaría bien vista (para algunos, porque yo no sigo comprendiéndola cuando no tiene una razón real de ser), en el segundo no. Y ambos pueden coexistir, pero siempre dentro del respeto mutuo y el entendimiento de que los bloggers no necesariamente hacen su «trabajo» porque «quieran ser periodistas», sino más bien por un universo de razones (que cada quien tiene una).

Para darme a entender un tanto mejor, voy a hacer pública una nota que le envié a uno de los periodistas-bloggers que se manifestó públicamente en contra de las respuestas negativas de varios en la blogósfera respecto a la reunión del sábado:

He estado dándole vueltas al asunto y creo que ha habido un serio y grave error de percepción. Me explico. No debe de acusarse a un grupo de tener «celos profesionales» cuando «bloggear» es visto por la mayoría como un hobby o como una actividad adicional a la que hacen, que es la principal situación de la mayoría de la blogósfera dominicana.

Si bien es cierto que «en la unión está la fuerza», y yo soy de los primeros que defiende la organización como mecanismo para el triunfo, no creo en la unión por sí sola. Se está teniendo un error en la visión. No todos los bloggers son periodistas, y no todos los bloggers tienen esta herramienta por querer ser periodistas. Por consiguiente, no se puede integrar a un blogger a un «gremio de periodistas» si este no está interesado.

Por otro lado, el carácter de la herramienta es libre, sin ataduras involuntarias de ningún tipo (no en vano yo he enseñado a quienes participan de nuestros talleres de Blogs para periodistas que uno puede ser su propio editor). No creo que sea necesario que hayan personas que empiecen a establecer pautas.

Más todavía: Uno de los comentarios respecto a estos intentos (como el de ANABLOGS en Santiago y la propia FIPED allá en NY) planteaba que querer agrupar a los bloggers tiene el mismo razonamiento que querer hacerlo con aquellos que tienen un email. Yo no veo mal que se pretenda crear una federación de periodistas digitales (aunque no lo comparto y no pertenecería a una), pero eso tiene que mantenerse ENTRE PERIODISTAS, sin incluír ni pretender incluir a quienes no quieren.

(Nótese que no he entrado aquí en los clásicos comentarios de «quien es Bolivar Balcácer y quién lo convirtió en líder de la blogósfera», porque no tienen sentido en esta discusión, aunque entiendo que los liderazgos en la red se ganan, véase el caso de Joan Guerrero, referencia obligatoria al referirse a casos de bloggers criollos)

Y fíjate que existen herramientas de agrupación de blogs, como BlogsDominicanos.com, que no tienen ningún interés, salvo el de agruparnos y contabilizarnos… bueno, ahora tenemos una actividad benéfica con instituciones de ayuda social, pero sin otro objetivo que el de ofrecer nuestra ayuda.

Lo que quiero decir, es que las manifestaciones de rechazo hacia lo acontecido el pasado sábado (que no tengo todos los detalles) es que mucha gente se sintió traicionada cuando se les vendió una cosa y se les dió otra muy distinta. Era un encuentro de bloggers, no una actividad de «periodistas digitales» con «importantes figuras del periodismo digital internacional».

Espero de verdad que no malinterpretes este comentario y gracias por permitirme distraer tu atención de otros asuntos, pero no podía quedarme sin decir esto.

Mientras no tengamos una razón real para organizarnos (como la de hacer actividades benéficas, such as the one we are gonna do today) no veo, particularmente, la razón de estar armando sindicatos ni agrupaciones. Y antes de que me vengan con «Periodistas con un blog», tengo para decirles que la intención detrás de esa propuesta es meramente educativa.

Esta es la última vez que voy a referirme a este tema, esperando que la discusión sea sobre la base de criterios y no de descalificaciones de tipo personal, difamaciones y chismes de vecinas de patio. Apelo aquí a la profesionalidad de aquellos que buscan organizarse y buscan «la unidad». 

Y puede que me esté tomando esto de «bloggear» muy en serio, pero si «estos» ya lo vieron con tremenda seriedad, ¿por qué yo no?

Catarsis Catarsis.

«Esta es mi verdad, y con mi vida la defiendo».

5 comentarios en “Organizarnos… ¿con cual fin?

  1. Soy uno de los seres menos entendindos en el medio en el que habito, ¿por qué? pues, porque mis ideas dan la aparencia de ser contradictorias, y pueden que lo sean… El caso es que detesto la política y las «agrupaciones» que sólo buscan engrandecer al protagonista-redentor, y aprovecharse de las buenas intenciones de los demás. No sé si me entiendes, pero esto es pan de todos los días en mi querido país. Viví viendo y sintiendo eso; hoy por hoy he perdido la fe en las instituciones del estado y la iglesia; lo único que me queda es el individuo. Es decir, creo en el poder de los individuos que buscan hacer un cambio, creo en la auto-organización con un fin establecido; un ejemplo actual, lo que están haciendo ustedes allá este fin de semana que con el apoyo de muchos; cada quien puso, y está poniendo un granito de arena para aliviar la carga de alguien que lo necesita, sin la necesidad de que alguien quiera sobresalir ni aprovecharse. No me opongo a este tipo de «organización», al contrario, las apoyo, y contribuyo en lo que puedo, a causas similares sin importar donde viven los beneficiados. Nunca hablo de mis actividades de servicio a la comunidad, y a los necesitados, porque no lo hago para recibir la aprobación de nadie sino respondiendo a una necesidad interna mía de devolver algo de lo que a mí me han dado -no porque una religión/organización me lo dicte; para ayudar y contribuir a un mundo mejor no se necesita de más lideres que los hombres y mujeres que tienen la necesidad de hacerlo. Ese es el único poder que hasta hoy no me ha fallado, porque siempre habrá alguien dispuesto a ayudar a alguien, y yo todavía creo que podemos hace rla diferencia en la vida de alguien. Un acto de ayuda o colaboración, por pequeño que sea, puede significar mucho para la persona que lo recibe; no podemos cambiar el mundo, pero podemos cambiarle el mundo a alguien -y a mí eso me basta; porque si los billones de personas del planeta pensáramos en lo bueno que podemos hacer, por poquito que sea, el mundo sería un mejor lugar. Por el contrario, muchos viven esperando la llegada de un mesías de carne y hueso que venga a organizarlos, y a cambiar el mundo; y mientras tanto, se cruzan de brazos, y piensan que todo está perdido. Por esto rechazo todo tipo de organización -ya sea política o religiosa- que se crea mesía, y que a través de su intercepción puede arreglarnos la vida; mi experiencia me demuestra que la única vida que buscan arreglar es la suya propia a través de la ingenuidad, y hasta buena voluntad de otros.

    Más específicamente sobre el tema, me parece que el que necesite una organización para escribir en un blog, que lo haga, yo simplemente necesito el deseo de escribir -que nunca que me falta, y una computadora- y la amabilidad de esos que vienen cada día a leerme, y a conversar conmigo. No necesito tener un fan club de amiguchos que me solapen en todo lo que digo; porque sé que mi verdad, no tiene necesariamente que ser la de nadie; de hecho, me daría mucho miedo que algunas personas estuvieran de acuerdo conmigo, porque entonces sería necesario hacerme una revisión de inmediato…

    Ah, y volviendo al tema del mi post, tienes razón en que poca gente tenía algún argumento, lo único que transpiro allí, fueron las frustraciones personales de algunos, la necesidad se ser aceptados, y el force que llevan con el hecho de algunos de ustedes les reconozca en la blogosfera por sus aportes; un emplo clarisimo es Joan, ¿por qué será que lo odian tanto? Baila en todas, aun cuando ni siquiera tenga nada que ver con el lío del momento. Muchos de ellos, olvidan que respeto no se otorga, sino que se gana; y por ende una persona que se viste de mediocridad y anonimato nunca podrá disfrutar del respeto de los demás.
    Disculpa el post!!!

    Un abrazo,
    Sonia

  2. crema y nata… dios cuantos disparates.. No mejor no digo mas. Pero da pena que en el ambito dominicano todo sea chisme y chisme hasta algo como esto, tener un blog. Da pena, sigo pensando que da pena.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s