Madre solo hay una

Puede parecer irónico que escoja este texto de Ana María para conmemorar (tardíamente) el día de las madres. Sin embargo, leyendo entre líneas, pude descubrir en los ojos del protagonista de esta historia el profundo amor que profesa hacia su madre y la entrega total de esta, hasta las últimas consecuencias.

Sirva esto para dar testimonio de gratitud por la mía. Mami, lo que yo soy ha sido porque has estado ahí. Te amo.

Catarsis, catarsis.

«Esta es mi verdad, y con mi vida la defiendo».