A través de sus ojos

El título parece sacado de un libro de cuentos. Pero no. Hubo muchas cosas que encontré en Hard Rock Café en los días que he ido recientemente. Una de ellas, tal vez la más interesante, fue en el baño. No, no fue «el amigo» de Kany (a propósito de todas las bromas que me han hecho sobre eso durante la semana), sino más bien un cuadro o «visor» en el espejo.

El cuadrito tiene debajo una frase muy interesante. «¿Un pedazo de espejo o un autorretrato? Mira a través de los ojos de un chavonero». Y es que, a través de esta campaña, la Fundación Centro Cultural Altos de Chavón está entusiasmando a sus egresados (que se llaman a sí mismos «chavoneros»)  a sentirse orgullosos de su institución y a mostrar que, donde algunos ven objetos sencillos, los estudiantes de esta escuela de arte y diseño ven más allá, haciendo gala de su creatividad.

De esto ya me habían hablado antes, pero no fue hasta que llegué a HRC que lo pude ver en todo su esplendor. Felicidades a Altos de Chavón en su primer cuarto de siglo y ojalá que sigan saliendo chavoneros con una visión distinta del mundo.