Amar… básicamente

Las cosas de Marcelle Pagán no tienen nombre. En una de esas me manda, en Facebook, un video que -a su vez- le habían mandado y que la tenía a ella muerta de la risa. Ello ha provocado que entre nosotros (y algunos relacionados como Carla) se haya iniciado el código «Amar». Después de que vean el video lo van a entender.

Entonces, qué es más importante, amar o ser amado? Se los dejo de tarea.