Porque no se puede olvidar

…que un día como hoy, hacen 40 años del asesinato de Amín Abel. En la flor de su juventud nos cortaron una flor, pero no lograron acallar la rebeldía de la primavera. Camarada, tu cuerpo humano no pudo soportar el acero, pero el acero tampoco pudo aguantar el peso de tus ideas. Hoy, quienes seguimos tus pasos, prometemos seguir resistiendo hasta vencer.