Malos precedentes para el arte en la @ZonaColonial

catarsiszona

El día de ayer en el “Facebook dominicano” inició con una denuncia por parte del guitarrista Camilo Rijo Fulcar, en el sentido de que agentes de la Policía Municipal habían incautado al violinista Abraham Israel Reyes Díaz de su instrumento, alegando que “estaba haciendo bulla” en la Calle El Conde.

Afortunadamente, la presión organizada cumplió su cometido, con la intervención de autoridades del Ministerio de Cultura, y a Israel le devolvieron el violín. Camilo nos lo ha dejado saber y ha agregado que se viene un proyecto de intervención musical de los espacios públicos fruto de todo lo ocurrido.

Si bien la noticia tuvo un final que no fue triste (nunca puede ser feliz el hurto oficial) me llena de preocupación la serie de atropellos cometidos por sectores oficiales hacia actividades culturales libres en la zona colonial.

En agosto del 2009, esta Catarsis Diaria se hacía eco de una denuncia publicada en Cristal Y Colores, del colega Chico Arias respecto a como agentes de la Policía Turística (ahora Cuerpo Especializado de Seguridad Turística -CESTUR-) pretendían expulsar de la misma Calle El Conde a un muchacho que hacía de estatua viviente para ganarse unos pesos en nombre del arte, sin molestar a nadie y más bien dándole un valor añadido al principal destino turístico de esta ciudad priVada de América.

Comentando esa noticia, recordé también lo sucedido cuando la entonces gobernadora de Puerto Rico, Sila María Calderón, visitó la citada calle en 2003: retiraron una estatua para que “no molestara” sin saber los “genios” que maquinaron tal acción que Sila era amante y defensora del arte público y que, lo más seguro, se interesaría por conocer más a los artistas dominicanos.

Hay más razones para sentir miedo: en días recientes hemos visto cómo se pretendió tapar los murales que el colectivo artístico “Transitando” ha estado dibujando en los postes de luz de la Zona Colonial, en un exceso de autoridad y celo por parte de algunos funcionarios de la Alcaldía del Distrito Nacional. La situación se normalizó y los muchachos han vuelto a pintar los fines de semana.

En estos tiempos en que hablamos de competitividad y de apertura, que sucedan acciones barbáricas contra manifestaciones culturales que no afectan ni dañan -sino todo lo contrario- asusta. Y asusta más pensar que es muy posible que no sea la última vez que sucedan excesos en el celo y en la aplicación de los reglamentos. Más todavía, mueve a preocupación que un policía especializado en turismo sienta que un violín hace ruido y que un vehículo con un musicón a todo lo que da (o unos altavoces por más de 3 horas los sábados por la tarde en el parque Colón) no. En buen dominicano, eso es “coger piedras pa’ los más chiquitos”.

Que no se repita. QUE NO SE REPITA.

Catarsis, catarsis.

“Esta es mi verdad, y con mi vida la defiendo”. 

4 comentarios en “Malos precedentes para el arte en la @ZonaColonial

  1. Me enteré de este atropello por un comentario en Facebook hecho por Marily Gallardo, esta mañana. Asusta Alexéi, ASUSTA que las autoridades amplíen la gama de acciones por las que los ciudadanos serán reprimidos.

  2. Que idiotez por parte de algunas ”autoridades” como si supieran lo que hacen al coartar la libre expresión en la ciudad, es estúpido lo que hacen… el arte solo agrada, algo que no entienden por ser insensibles, brutos y mal comidos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s