Catarsiando, episodio 12

Y lo prometido es deuda! Después de muchos meses de vacaciones, volvemos con Catarsiando, en un nuevo hogar (PodOmatic) y esperando darle mayor continuidad (no vamos a celebrar aniversario, descuiden jajajajajajajaja) En este episodio 12, se lo hemos dedicado a la Policía Nacional, con canciones dedicadas a ellos. El soundtrack lo componen Séptimo Invitado, Lapiz Consciente con Calle 13, La Ruta, Roy Brown, Luis Días y Rubén Blades. La poesía la pone Mario Benedetti y los comentarios míos se mezclan con un artículo de Grisbel Medina sobre el caso de Abraham (que ya fue reproducido en esta Catarsis). Desde Santo Domingo, una vez más, esta es La Voz de la Resistencia! (pueden escucharla aquí)

Indefensión por cualquier vía

«A correr, a correr,
to’o el mundo a correr:
ahí viene el míster con macana».

Roy Brown.

(Al compañero Edwin Ruiz, víctima reciente de la improcedencia policial)

Las noticias de las más recientes fechas me tienen sumido en un estado de permanente zozobra, lo confieso. Yo, un amante de la nocturnidad a rajatablas (pese a todas las advertencias familiares) he estado optando en los últimos días por no tentar la suerte y resguardarme temprano. Y no es por la crisis, porque para la diversión siempre aparecen motivos y se «eterican» los pesos, sino por este sentimiento de estar indefenso, frágil, expuesto, ante la peligrosidad de la calle.

Sigue leyendo

Desde La Recia: «Abraham»

Sonajero – Abraham

Por Grisbel Medina R.

En teoría son las patrullas que debieran patrullarnos la vida. En el librito son la escolta uniformada de la población. En la vida real, después de los anuncios, la Policía que merodea la noche, es un vagón de miedo y armas largas, enquistado casi siempre entre sombra y tiniebla.

Como si no nos faltaran tragedias por llorar, el día de su cumpleaños y al lado de su padre, Abraham Montero Morel, estudiante de término de Derecho en la UASD, fue noqueado con un proyectil policial. El muchacho de 23 años no quiso pararse en el lugar oscuro donde la patrulla le ordenó. Lo hizo un chin mas adelante, en lo claro. Y allí precisamente lo mataron.
Sigue leyendo

La Recia, reconocida por ACROARTE

La Asociación de Cronistas de Arte (ACROARTE) entregará hoy -en la gala de nominados de los premios Casandra- un reconocimiento a la compañera de labores (aunque en Santiago) Grisbel Medina como «cronista del año» en el área de prensa escrita por su cobertura en el Listín Diario para la zona del Cibao. Como dicen los portugueses:  parabens!

Vayan también mis felicitaciones para Samir Saba, que lo recibirá en el área de radio por el trabajo hecho en «Otra nota con Samir Saba». (Muy, MUY, merecido) como para José Francisco Arias, de Cristal y Colores, en el área digital. Me siento feliz por ustedes!

De transparencias

A Grisbel Medina, por la inspiración original

Tengo 28 años y no le temo a llegar a 30. Soy diabético (aunque eso ya ustedes lo saben) y trato de que la condición no me detenga en mi afán diario de vivir plenamente. La mayoría (por no decir todos) de mis versos e intentos de poesía cargan consigo un pedazo muy doloroso de mí. Tal vez por eso mismo es que se me hace tan cómodo el término de «neotestimonial» para definir mi obra literaria. Creo en la unidad dentro de la diversidad, y trato de practicarla a diario. Soy tolerante para escuchar opiniones con las que no estoy de acuerdo, pero difícilmente cambie la mía. Me declaré agnóstico hace unos años y me siento cómodo con eso, aunque no me considero ateo. Eso sí, me incomodan un poquito las excesivas profesiones de fe (por eso he desarrollado cierta fobia a las iglesias). Una vez creí en el amor, hasta que varios desengaños se convirtieron en mi cable a tierra. Eso no quita que disfrute del sexo, pero ya aprendí a diferenciar. Puedo contar mis amigos de verdad con los dedos de una mano, y la mayoría están a un vuelo de distancia. Mi cuarto es un permanente desorden, y me gusta tenerlo así. Tengo un buen tiempo por terminar la carrera y algunas veces me deprime pensar que tengo que enfrentarme al trago amargo de algunos profesores que se creen la última coca-cola del desierto y saben menos que uno… cosas de la UASD. Soy muy crítico conmigo mismo y al mismo tiempo obsesivo-compulsivo con algunas cosas y a veces pienso que jodo demasiado… y en otras me da miedo molestar, cuestión que me ha traído problemas en varios ambientes. Puedo deprimirme con una facilidad increible, pero poca gente se da cuenta, salvo mis muy cercanos. Sé que mucha gente tiene dos caras respecto a mí, y prefiero guardar silencio al respecto, no porque me guste dejarme engañar, sino porque «no es bueno hacerse de enemigos que no estén a la altura del conflicto». Siento un poco de incomodidad cuando me toca ser testigo de manifestaciones públicas de afecto, pero trato de lidiar con ello mirando hacia otro lado. Me confieso resultado de todas mis experiencias y vivencias, incluyendo los años de estudio INTEC y UNAPEC, que me forjaron para ser más «open minded» en este mundo (Ser uno en Proyección ha sido una de las mejores cosas que me ha pasado en mi vida… con todo y María Córdoba). Sé que el medio en el que me desenvuelvo es jodido y que fue mi elección, así que no me quejo por ello. Me encanta abrazar y que me abracen (de eso puede dar testimonio mi «evil-hugger sister» Yumari).

Como yo no creo en guitarras ni violines, quiero poner la casa en paz primero, antes de continuar con mis planteamientos de estos últimos días. Es muy bueno reclamar transparencia en el patio ajeno, pero muy dificil cuando la labor corresponde a uno mismo. Ojalá algunos por ahí sigan mi ejemplo.

Catarsis, catarsis.

«Esta es mi verdad, y con mi vida la defiendo».

Mis recias santiagueras

Daniela y Grisbel, en Casa de Arte

Una de nacimiento, la otra por adopción. Mis hermanas en la profesión, en la pasión y en las letras. Gris y Daniela hoy vienen a la capital a recibir sus sendos reconocimientos del Concurso Funglode 2008, en las categorías de Periodismo y Poesía (3er lugar y Mención de Honor, respectivamente). Como un tributo, realizamos un trabajo que sale hoy publicado en La Generación, junto con los otros 3 ganadores de premios procedentes de la «Ciudad corazón». Pero como el diseño no dió mucho espacio para el «desborde», quiero reproducir por aquí algunas de las cosas que escribí. Nos vemos en la premiación esta noche. Sigue leyendo

Mi recia amiga

Grisbel y yo, en una de esas tantas actividades. Julio 2007

Mi amiga hace honor a su auto impuesto pseudónimo de «La recia» cuando pone las manos sobre el teclado y lo acaricia furiosamente y exprimiendo hasta la última gota de poesía en cada uno de sus trabajos. Mi amiga, la del sonajero, siempre tiene la palabra exacta y la forma de dibujar en el aire (y con tinta) las más disímiles ideas. Mi hermana, la compañera en el activismo de utopías, no pudo elegir para nacer otro día mejor que bajo el influjo de Géminis, hace un par de años (bueno, 32 digamos) en San Francisco de Macorís, esa tierra donde el CURNE florece y que bañan los arrozales del Cibao Central. Mi colega es sensible hasta la médula, conoce el poder de los abrazos y en su corazón -tan grande como su sonrisa- cabemos todos los que nos sentimos honrados de morar allí. Y aunque su epicentro está en la «Ciudad Corazón», la siento más cercana a mí con cada día que pasa. En este viernes 13 que, para muchos, es de mal aguero, yo me siento elevado y feliz de ponerme en fila con Grisbel para celebrar un cumpleaños más.

Periodismo hecho por mujeres

Grisbel y yo, en el Estadio Cibao

 Los adjetivos se me entrecruzan para hablar de Grisbel Medina. Mi hermana, colega, compañera y gran amiga me hace llegar una invitación que tendré que rechazar por la distancia, pero que nunca está de más hacerla extensiva a mis lectores en la ciudad de los 30 caballeros. Vayan y apóyenla, por favor.

Amigos y amigas!Este miercoles 5 de marzo, las periodistas Mercedes Guzman, Addis Burgos, Mariela Lopez, Marilyn Ventura, Elisetty Polanco, Wendy Almonte y quien les escribe, estaremos en el bar del Teatro Cibao, participando como expositoras de la Tertulia PERIODISMO HECHO POR MUJERES.La cita es a partir de las 7 de la noche.Nosotras felices de que nos acompañen.Un beso.Grisbel