Igual que cada 17M

Y mi recomendación final: Si es inevitable que esta situación continúe, si es imposible evitar actos indignantes y miserables como el que presencié el domingo en el aeropuerto, ¿porqué, doctor Balaguer, no se decide Usted a subirse en el avión o el barco y desaparece definitivamente de este país junto a todos los anteriormente mencionados?

Como cada vez que llega el 17 de marzo, tengo que recordar tu partida abrupta, gracias a la cobardía de quienes temían a tu pluma. Tengo que sentirme orgulloso de tu ejemplo y proclamar que tu sangre no fue derramada en vano. Hoy, como cada 17M, me obligo a no olvidar mientras camino hacia el sitio de tu asesinato, cerca de la UASD de tus amores.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s